El Ácido Hialurónico para recuperar la piel

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (9 votos, promedio: 4,89 de 5)

Cargando…

El ácido hialurónico es una sustancia que producimos naturalmente, nuestro organismo la utiliza en el tejido conectivo donde se encuentra concentrada. Además se puede encontrar en el líquido sinovial, en los cartílagos y más comúnmente en la piel donde juega un papel importante. Por diversas razones, principalmente por la edad, la concentración de ácido hialurónico disminuye lo que puede causar afecciones de salud como la artrosis.

El ácido hialurónico puede encontrarse en distintas presentaciones: en inyecciones, en pastillas o capsulas y en productos de uso tópico. Esta sustancia es de vital importancia para la producción de colágeno y elastina elementos igualmente necesarios para la salud de la piel. El ácido hialurónico es además componente primordial del líquido sinovial, el cual tiene como función lubricar las cápsulas articulares.

A medida que envejecemos y el organismo deja de producir ácido hialurónico comenzamos a notar la flacidez de la piel, las arrugas, y el desgaste de los cartílagos. Una buena forma de obtener este importante elemento es a través de la alimentación, algunos alimentos contienen ácido hialurónico de forma natural, mientras que otros estimulan su síntesis.

Cada célula que forma el cuerpo humano contiene ácido hialurónico, y de igual forma lo contienen las células del resto de los mamíferos y también de los peces. Dependiendo de la parte del cuerpo donde se encuentre, este ejercerá una función distinta, como por ejemplo en el ojo donde forma parte del humor vítreo que le lubrica..

Lamentablemente este ácido tiene una vida útil muy corta, en la piel alcanza a durar entre 1 y 3 días como máximo, razón por la que necesariamente el organismo requiere sintetizarlo y reponerlo constantemente.

Beneficios del ácido hialurónico

Para la Osteoartritis

  • La osteoartritis es una patología en la que se ven afectados los cartílagos ya sea por  lesiones o por desgaste, lo que puede llegar a causar su rotura. Las inyecciones de ácido hialurónico ayudan a aumentar la lubricación, contribuyendo al mejor funcionamiento de  las articulaciones afectadas. A largo plazo ejerce un efecto anti-inflamatorio y atenuante del dolor. Cuando se utiliza para la artritis, las inyecciones de ácido hialurónico se conocen como viscosuplementación.

Para la Piel

  • ores externos como la exhibición a la luz ultravioleta y los agentes contaminantes. Lamentablemente la capacidad  que tiene el organiEl ácido hialurónico en el tejido que conforma la epidermis permite la irrigación de sangre a la piel, asegura su hidratación al retener las moléculas de agua y lubrica protegiendo la piel del deterioro causado por el envejecimiento y por factsmo de sintetizar naturalmente el ácido hialurónico de la piel disminuye a medida que pasan los años, por lo que una buena forma de ayudarla es a través de cosméticos con ácido hialurónico. Ya sea por medio de cremas o de infiltraciones, este ácido disminuirá las arrugas y marcas de expresión facial que podamos tener en el rostro.

Suplemento oral

  • Los suplementos orales como pastillas o capsulas de ácido hialurónico han sido pensados para fortalecer la resistencia de la piel, incluso algunos suplementos orales para el tratamiento del acné contienen este elemento. Estos suplementos también puede ser provechosos para la artritis, aunque Ray Sahel, un doctor especialista en suplementos naturales, indica que el ácido hialurónico en forma oral no ha sido comprobado para la capacidad de ingresar en el tejido articular. En un estudio que se publicó el 21 de enero de 2008 en Nutrition Journal, los pacientes con osteoartritis de rodilla, tomaron suplementos de ácido hialurónico o un placebo. Los pacientes de ambos conjuntos avisaron una mejoría estadísticamente reveladora en el dolor, rigidez y la función física. Los autores indicaron que las mejoras fueron mayores en el grupo de ácido hialurónico.